El Proyecto Huertos de Ocio, incluido dentro del Programa Huerta Las Moreras, consiste en el desarrollo de las distintas actividades de carácter formativo, lúdico y de intervención en el Parque de Miraflores. Para ello, se dispone de 160 parcelas que oscilan entre 150 m2 a 75 m2 de agricultura hortofrutícola o floral en terreno municipal, destinándose los productos de la misma al autoconsumo (nunca a la venta).

Esta actividad está dirigida a ciudadan@s, entidades o asociaciones. Todo ello en el marco del Parque Cultural Miraflores.

Este proyecto está desarrollado dentro de una metodología de trabajo basada en la participación, es por ello que existe la necesidad de fomentar la implicación de los beneficiari@s del Programa en todas las actividades y eventos que se realizan durante el año, así como, en el funcionamiento de este proyecto como de los otros dos restantes, asegurándose la interrelación y cohesión de los tres proyectos.

         Los usuarios de estos huertos forman una comunidad que tiene establecida unas relaciones sociales democráticas y participativas. Se eligen 5 representantes por votaciones para que planteen todas las necesidades de los huertos y la búsqueda de soluciones.

 El trabajo del usuario de los huertos no se limita a su propia parcela, sino que participa en trabajos como la construcción del invernadero, en la preparación de los semilleros y el cuidado para su posterior reparto. Existe una Tienda Ecológica para dosificar los productos de tratamiento de las plantas a precio de coste. También se participa en las comisiones de riego, jardines, caminos, etc.

Los huertos son gratuitos y destinados al autoconsumo. La venta de sus productos está prohibida. El objetivo del trabajo en las diferentes tareas comunitarias tiene por objetivo la participación del hortelano en la defensa del medio ambiente y en el conocimiento global de las distintas tareas del huerto. Este sistema participativo es muy laborioso pero permite unos resultados óptimos en cuanto a la satisfacción del propio hortelano como a la adopción de criterios unificados como puede ser el esclarecimiento de las norma de los huertos o el mantenimiento del paisaje de la misma huerta.

El paisaje de los huertos se concibe como un espacio diáfano, con ausencia de vallado, pues son huertos-jardines, como un eco museo permanente de exposición de la huerta tradicional, para que puedan ser contemplada por los vecinos que la visitan.

 En definitiva, el proyecto de Huerto de Ocio trata de mantener la cultura de la huerta más allá del consumo de sus productos.

Los Huertos de Ocio constituyen un proyecto de puesta en valor de la cultura de la huerta. El éxito del mismo reside en que está basado en un estudio sociológico e histórico de la composición social de los habitantes de la zona de la  Macarena, que en gran parte proviene del mundo rural y está realizado en terreno de huerta.Es decir, que es un proyecto diseñado para satisfacer las necesidades de la población. Podríamos decir que es un traje hecho a medida.

Finalmente, aunque se podría hablar mucho de estos huertos, no se debería obviar el papel tan importante que tiene en la salud de los hortelanos.

ACCESO A LAS PARCELAS

      El proyecto Huertos de Ocio  está dirigido a personas mayores de 18 años. La adjudicación de las parcelas se realiza través de sorteo.

 El proceso para la asignación de parcelas es el siguiente:

a)    Se abre un plazo para presentar la solicitud.

b)   Entre las solicitudes recibidas se efectúa un sorteo en el que se seleccionan 15 solicitudes por azar. Otras 5 solicitudes serán para las asociaciones que lo soliciten.

c)    Las restantes solicitudes no seleccionadas dejan de tener vigor, por lo que deberán rellenar una nueva solicitud cuando vuelva a abrirse el plazo.

d)   Las nuevas parcelas que estén o queden libres se irán asignando a estas solicitudes en riguroso orden de sorteo.

e)   El nuevo sorteo no tendrá lugar hasta que todas las solicitudes accedan a un huerto.